2 de diciembre de 2009. Las Lunas (taberna mediterránea)

 Esta noche lluviosa (por fín ha llegado el otoño ¿o ya es nuestro invierno?) nos falla el plan A: no abren los miércoles por la noche. Pero Quesoy, rápidamente va en busca del plan B. Por el camino nos topamos con un local nuevo. Tiene buen aspecto por fuera, nos gusta por dentro...entramos para realizar nuestra cena de miércoles.
Es un local funcional pero cálido. Lleva abierto apenas un mes y sus patrones están llenos de entusiasmo y atenciones. Nos dejan elegir entre las mesas libres (al fondo vemos mesas ocupadas). Nos quedamos en una de la entrada, bien iluminada y espaciosa.
Mireya, quien nos va a atender durante toda la cena, nos trae las cartas.

La de vinos no es muy extensa pero explica correctamente los vinos. Nos inclinamos por un Martúe (D. O. Tierras de Castilla- La Mancha). Le notamos un sabor no muy agradable que nos hace sospechar que tiene 'corcho'. Sin ningún problema nos cambian la botella por otro vino que deseemos. Esta vez nos inclinamos por un Bourgogne, Cuvee Latour (un Borgoña genérico: con un toque integrado de frutas y de madera, unos suaves tonos rojizos transparentes y un paso por boca agradable, aterciopelado, sin mucho tanino. Muy agradable). Le pedimos una cubitera para refrescarlo algo más y suavizar su gran toque alcohólico.
Como platos la carta es sugerente: un restaurante italiano con muchos entrantes sugerentes, platos de pasta, carnes y pescados, pero lejos de lo habitual en los restaurantes italianos. Sería más un restaurante de corte mediterráneo con toques italianos.
Y con ello, como entrantes pedimos unas islas flotantes de lomo ibérico con huevo poché con pimientos de piquillo (unas tostas con puré cubierto de lomo ibérico y una de ellas con boina de pimientos de piquillo y la otra con un huevo poché. El montadito tiene muy buena idea pero el puré necesitaría o un toque de queso, de especias que acompasaran o de mantequilla y/o nata que suavizara la contundencia en cuerpo de la patata. Buena y original idea) y un raviolon de mozzarella de búfala (tremendo ravioli de masa crujiente relleno de una generosa porción de queso mozzarella y nadando en dos salsas: una salsa pesto y otra de toque de queso muy suave. Delicioso plato.

Como platos fuertes nos inclinamos por uno de pescado: bacalao al hojaldre (como un mil hojas: un buen solomillo de bacalao hecho en su punto, con una cubierta de un queso bien fundido y especiado (que no le resta protagonismo y le da un toque sorprendente) con láminas de tomate y salsa y con una cubierta de hojaldre bien gratinado. Todo ello sobre un lecho de salsa que no es para nada pesada ni molesta los sabores de los ingredientes del plato. Lejos de ello, lo redondea. Se convierte en el plato estrella de la noche. Nos enamora.) y un solomillo de buey con mostada Dijon (tremendo solomillo hecho a nuestro gusto de planchado con una lámina de salsa mostaza con cebollino recién cortado -que no napado- y acompañado por hortalizas asadas -calabacín, berenjena, tomate, puerro, pìmiento rojo y verde-. y acompañado por unas rodajas de una buena morcilla de Burgos.El solomillo está suave y muy muy tierno. Lo devoramos).
Con toda esta cena, llegamos a duras penas al postre. Decidimos no pedir nada dado que no ibamos a disfrutarlo.
Quesoy remata la cena con su consabido ristreto y nos invitan a dos chupitos: pedimos ambos Jack Daniels con un cubito. Nos lo ponen en una inmensa copa de coñac lo que facilita que lo enfriemos y no aguemos.
Una vez pedida la cuenta, y dado que no hemos tomado postre. El chef (Gustavo Castella) decide invitarnos a dos chupitos de un postre que está realizando en cocina: un sorbete de fresas con un toque de campari. Rico y refrescante detalle.


1. Ingredientes reconocibles: 9
2. Saludable: 8
3. Emplatado y decoración: 7
4. Raciones generosas: 10
5. Cocina regional: no
6. Tecnología punta: no
7. Sabroso: 9
8. Equilibrio: 7
9. Vajilla y cristalería: 8
10. Relación calidad-precio: 9
Total puntos: 67 sobre 80
Precio medio-bajo (sin contar el vino)

Buen local para cenas y encuetros de amigos y grupos. También para cenas más íntimas.

En Valencia  c/ Ciscar nº 35    Tel 662 047 091  -  695 192 336

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Me encanta este sitio :)

Karoleta y Quesoy dijo...

A nosotros también nos gustó.